Seleccionar página
 
La palabra que mejor define la vuelta al cole para muchas familias es estresante. El regreso a la normalidad tras las vacaciones puede resultar traumático para los adultos, pero también lo es para los niños.
 
Resulta difícil sentirse feliz cuando se está estresado, ¿verdad? Así que, para evitar tensiones, solo hay un secreto: preparar el retorno sin prisas, con el tiempo suficiente, con ilusión, anticipándoles lo bueno que está por venir; haciendo sentir a nuestros hijos que, con el cole, empieza una etapa llena de emociones positivas y de experiencias y aprendizajes interesantes.
 
Los adultos necesitamos un tiempo para adaptarnos de nuevo a la rutina; los niños también lo necesitan. Es imposible que nos adaptemos a su ritmo para que puedan aprender con alegría.

 

Os proporcionamos algunos consejos para preparar la vuelta al cole.
 
Tras el largo verano, cuesta retomar el horario y las actividades propias de la rutina invernal. Os recomendamos que comencéis a organizar la vuelta al cole un par de semanas antes con el fin de asegurar un retorno feliz.
 

Si vuestros peques asisten a la escuela o a la guardería por primera vez, prestad especial atención a los consejos que os ofrecemos.


El periodo de adaptación: quince días antes…

Conviene establecer rutinas semejantes a las que realizaremos durante el curso, de este modo, cuando comience el cole, nuestros hijos ya se habrán familiarizado con los horarios que seguirán durante el periodo escolar:

  • adelantaremos progresivamente el despertador para que se acostumbren, con tiempo, a levantarse más temprano;
  • evitaremos que se acuesten demasiado tarde;
  • regularemos el horario de las comidas;
  • si no se han terminado los deberes, establecer un horario para hacerlo;
  • reducir el tiempo que pasan ante el televisor, jugando con la consola o en Internet; consensuaremos con ellos el tiempo que dedicarán a estas actividades durante el curso;
  • reservar un ratito para leer. Resulta imprescindible que asocien el tiempo de lectura como actividad de ocio y disfrute;
  • preparar juntos su cuarto de estudio, de forma que, cuando empiece el cole, esté ordenado y limpio;
  • si vuestros peques asisten a la guardería o al cole por primera vez, visitad con ellos el centro con anterioridad, un par de veces, para que se familiaricen con él. Es importante que entiendan que la escuela es un espacio seguro en el que otras personas cuidarán de ellos.   
La noche anterior y el primer día
La noche anterior, seamos, sobretodo, positivos. Podemos celebrar la vuelta al cole con una cena especial en familia y terminar de conversar sobre el tema. Temores, dudas que suscite… Destacaremos todo aquello que pueda motivarles (reencontrarse con sus amigos, realizar actividades nuevas…) Es importante que los niños no nos vean estresados.
  • En este momento conviene descansar. Días antes, habremos preparado la ropa, el material escolar y la mochila para evitar las prisas y el estrés.
  • Llegado el día, conviene levantarse media hora antes para vestirse y desayunar con calma.
  • El momento de la cena, en familia, resulta ideal para valorar cómo ha transcurrido la jornada. Conviene permanecer atentos para detectar problemas de adaptación.
Durante las primeras semanas…
  • mantendremos un estrecho contacto con el profesorado para asegurarnos de que todo va bien;
  • estaremos atentos a posibles cambios en el estado de ánimo de nuestros hijos;
  • conversaremos con ellos sobre las actividades extraescolares que realizarán, teniendo en cuenta que no conviene sobrecargarles.
Y recordad…
El periodo de adaptación dura algunas semanas. Durante este tiempo, nuestros hijos pueden mostrar síntomas de que algo va mal: dificultad para conciliar el sueño, tristeza, falta de apetito, dolor de cabeza, enuresis
Estos síntomas pueden aparecer durante las primeras semanas, sin que ello signifique que existe un problema. Si se prolongan por más tiempo, conviene consultar al pediatra y conversar con el profesor para asegurarnos de que todo va bien.
Esperamos que estos consejos os resulten útiles. Aprovechamos la ocasión para desearos una feliz vuelta al cole.
Nos gustaría que nos explicarais cómo lleváis el regreso a la normalidad. ¡Esperamos vuestros comentarios!
 
M. Luisa y Nuri
Directoras del proyecto Caracoles en mi mochila